En primer lugar agradecer su tiempo para responder a nuestras preguntas.

P: Antes de empezar la entrevista espero que estén todos bien ya que esta charla nos agarra en pleno estado de alarma por el coronavirus. ¿Cómo lo están llevando? ¿Qué hacen para pasar el tiempo?

R: Tareas de casa, algún encargo de producción y mezcla pendiente, sigo haciendo promo y entrevistas por teléfono o mail, leo a Bolaño (estoy con 2666)…y mantengo contacto con familiares, los amigos y la banda.

Presentación del disco y sus inicios en la música

El disco de «Academia» se presentó hará unas semanas en La bodega Ponte da Boga, de Corporación de Hijos de Rivera, lanza la tercera edición de “Vinos de Autor”, con el que acompañan en esta ocasión a Eladio y los Seres Queridos a través de Academia, un rosado de excepción, elegante y complejo, 100% Ribeira Sacra. La creatividad y el arte forman parte de la identidad de Ponte da Boga y desde hace 3 años materializa su voluntad de abrir nuevos caminos en este ámbito con su proyecto de Vinos de Autor, una serie de ediciones limitadas que acompañan la obra de autores cuya propuesta responde a los mismos valores de la bodega.

P: Hace unas semanas presentaron «Academia» en Madrid. ¿Cómo fue la experiencia de presentar el disco?

R: Fantástico, nos presentó Vega con un discurso muy emocionante, tocamos 5 canciones en acústico y brindamos con el vino que asociamos al lanzamiento y que nos patrocina Academia de las bodegas de Ponte da Boga. Había muchos medios y sonó muy bien.

P: Ya entrando de lleno en la entrevista, mucha gente tiende a conocer solo la faceta artística del músico y no la persona que hay detrás de ella, ni siquiera sus hobbies, por ello mi primera pregunta es: ¿cómo se describirían a nivel personal? ¿Cuáles son sus hobbies además de la música?

R: La media de edad del grupo ya es unos 40 años, tres de nosotros tenemos hijos e hijas nos gusta hablar de política y actualidad. A mi personalmente me encanta pasear en bicicleta y a Uka y Marcos el motocross.

P: Como es bien sabido, cuando algo comienza siempre suele tener su nivel de dificultad, en su caso, ¿recuerdan si sus inicios como banda fueron complicados?

R: No realmente, no era muy ambicioso y el resultado supero las expectativas, tampoco hubo un momento decisivo, nuestra carrera fue gradual y progresiva y fuimos llegando a más gente sin apenas darnos cuenta.

P: Llevan ya 15 años como Eladio y Los Seres Queridos, ¿se esperaban que después de tanto tiempo siguieran adelante como grupo?

R: De hecho el grupo lo creamos un pianista y yo con la intención de que durase un verano, cubríamos la programación de julio y agosto de un bar con invitados, que eran los «seres queridos», de ahí el nombre. Algunos de estos invitados se fueron quedando y el grupo siguió adelante al llegar el otoño.

Nuestra carrera fue gradual y progresiva y fuimos llegando a más gente sin apenas darnos cuenta

P: En estos ya tantos años de trayectoria ¿recuerdan el momento o el concierto en el que dijeran que la cosa ya iba en serio y que no había marcha atrás?

R: Quizás en ese septiembre del que hablo, ahí me di cuenta de que podía seguir y que este grupo encajaba muy bien en mis canciones.

P: Siguiendo en la misma línea, tras tantos años la música, la industria musical ha cambiado bastante en poco tiempo, pero que a su vez es mucho. Si no sacas temas cada semana parece que te quedas un poco atrás de todo. Ustedes ya tienen un largo recorrido, ¿qué piensan en general de estos cambios? ¿Se sienten cómodos ahora o anteriormente?

R: Prefiero este momento porque podemos grabar en casa y tener un control muy cercano de nuestras producciones. Grabar con tiempo y dedicación sin arruinarnos económicamente. Trabajar en pijama, al lado de la cocina tiene su encanto.

Academia, un álbum para celebrar 15 años de grupo

P: Entrando de lleno en el disco, eligieron de título ponerle Academia, ¿cómo lo eligieron?

R: Cuando la banda llega a los ensayos y me preguntan los acordes de alguna canción nueva que les acabo de enseñar yo siempre les respondo con voz de profesor gruñón «esto no es una Academia» . Viene de esa pequeña broma interna pero define muy bien ese espacio físico y mental en el que hemos trabajado y compartido tanto durante estos 15 años.

P: Es un disco autoproducido de catorce canciones, ¿cuántas canciones se quedaron fuera del disco? ¿cómo eligieron qué canción incluir en Academia?  

R: En realidad no quedaron muchas fuera trabaje sobre unas 18 o 20. Simplemente escojo las más emocionantes sin preocuparme mucho del álbum en global, el ambiente y concepto del álbum dejo que llegue solo.

P: Me llama la atención que sea un disco con una sola colaboración, la de Emilio Cao en Baixaron As Fadiñas. ¿Por qué decidieron hacerlo de esa manera?

R. No, en realidad a otros niveles colabora mucha gente, sí es cierto que esa es la única colaboración a nivel solista. Nos presentaron hace unos años, vino por casa y le hice cantar 5 canciones.

P: Siguiendo el mismo hilo, ¿por qué decidieron que Emilio Cao sea la persona elegida para colaborar? ¿Qué les ha aportado al momento de componer Baixaron As Fadiñas?

R: Es una canción de un álbum muy famoso del folk gallego, quizá el álbum fundador del género, «Fonte do Aranho». De niño recuerdo tocar y cantar por encima del disco en casa. Fue mágico tener esa voz de los discos de mi infancia en mi ordenador. Es casi una jam y el disco necesitaba una canción así, muy viva.

Escojo las más emocionantes sin preocuparme mucho del álbum en global, el ambiente y concepto del álbum dejo que llegue solo

P: Eligieron El Norte como tema de presentación del disco ¿por qué eligieron esa melodía? ¿La pudieron tocar en vivo?

R: El tema está producido y compuesto a medias con Jorge Ojea ( guitarrista de Luz Casal). Él me envió una música muy completa y solo tuve que trabajar para crear la melodía y la letra. La hemos tocado en acústico, es sin duda la más complicada de tocar, me llevo semanas poder tocarla y cantarla a la vez con soltura y sin errores…pero quizá por eso es una de las que más me gusta. Fue un reto desde el primer momento.

P: ¿Cuándo empezaron a componer tanto las canciones como los sonidos, ¿tenían un objetivo principal marcado?

R: No…, van surgiendo pero es cierto que quería un ampli espectro de timbres y estilos. Utilicé bancos midi de todo tipo, algunos desde los típicos orquestales hasta instrumentos medievales y busque colaboradores. David Outumuro me grabo percusiones como nunca…También es la primera vez que grabo secciones de cuerda y pianos reales.

P: Del mismo modo, ¿creéis que habéis podido plasmar lo que vuestras primeras ideas que teníais en mente?

R: Sí…, el objetivo era que fuese un álbum largo, que sonase como un recopilatorio con sonidos y estilos que pareciesen de diferentes etapas y productores.

El panorama de la música gallega

P: Ahora hablando un poco de música en general, al ser ustedes de Galicia, ¿qué piensan del momento que vive la música gallega?  

R: Goza de buena salud a pesar del escaso apoyo. Hay montones de grupos, salas, iniciativas y premios.

El objetivo era que fuese un álbum largo, que sonase como un recopilatorio con sonidos y estilos que pareciesen de diferentes etapas y productores

P: ¿Qué nuevos artistas de su tierra recomendarían para escuchar y no perderles la pista?

R: Nos gustan Triangulo de amor bizarro, Xoel, Presumido y un montón de bandas que no me vienen ahora a la cabeza. En general hay buen nivel y gente trabajando muy en serio.

P: Para finalizar con la entrevista, ¿qué planes inmediatos tiene Eladio y los Seres Queridos?

R: Volver a la normalidad y retomar los conciertos, ojala sea pronto.